“Estamos obligando al Gobierno de Nicaragua que haya elecciones libres en un tiempo cercano, que sean observadas por la Organización de Estados Americanos (OEA) y otros instrumentos democráticos y deben fortalecer las instituciones democráticas en Nicaragua”, dijo el embajador de Estados Unidos ante la OEA, Carlos Trujillo, al referirse a la represión del gobierno del presidente designado Daniel Ortega, que ha dejado más de 120 muertos.

Las declaraciones del diplomático estadounidense se dan en el contexto de la “Declaración de apoyo al pueblo de Nicaragua”, aprobada durante el 48 periodo ordinario de sesiones de la Asamblea General de la OEA, que el diplomático considera pone en relieve la crisis que enfrenta Nicaragua, que califica de “bastante grave”.

“Estamos ciento por ciento comprometidos con el pueblo de Nicaragua, no con el Gobierno. Nosotros lo que queremos es que haya justicia por todas las violaciones de derechos humanos que hemos visto en el reporte de la CIDH, estamos pidiéndole a la CIDH una resolución que llegue a la OEA, que presenten los informes de todo lo que ha sucedido”, apuntó.

“Es la posición de Estados Unidos, no vamos a negociar con los Ortega, estamos respaldando a los obispos, a la sociedad civil y al pueblo de Nicaragua. El Gobierno de Nicaragua tiene la responsabilidad de asegurar, y no lo han hecho, y los responsables van a ser juzgados”, afirmó.

Cortesía: La Prensa

 

 

COMENTARIOS

Escriba sus Comentarios


Suscríbase a Nuestro Boletín

Boletín de Información General de Nicaragua y los Nicas En El Exterior.

Gracias por Subscribirse!